Segundo número de ‘¡Goooya!’ aborda el tema del racismo

‘La Jornada’ En Línea

El Programa Universitario de Estudios sobre Democracia, Justicia y Sociedad (PUEDJS) de la UNAM presentó el número dos de su publicación trimestral ¡Goooya!, cuyo tema central aborda la pregunta si la población mexicana es racista.

Al respecto, John Ackerman, director del PUEDJS, dijo que el racismo es una “herida abierta en el México profundo”. Es un tema, agregó, “que no nos gusta abordar, que durante muchos años se ha ignorado y que incluso se ha querido silenciar, pero debemos enfrentarlo, asumir la existencia de este flagelo y encontrar salidas de comprensión y trabajo conjunto para superar este gran problema que nos afecta a todos”.

En su turno, el etnólogo José del Val, director del Programa Universitario de Estudios de la Diversidad Cultural y la Interculturalidad, sostuvo que el racismo se expresa como “una forma de segmentar a la población, darle ciertas características que permiten subordinarla. El racismo es latente en nuestra sociedad y vamos a tener que luchar mucho tiempo para quitárnoslo de encima”.

Para José Antonio Aguilar, fundador y director de la organización Racismo MX, el racismo es una problemática histórica heredada desde la época colonial: “es un problema sistémico, que no sólo se limita a un conjunto de prejuicios, estereotipos o actos discriminatorios, sino que está incrustado en las instituciones”, y como tal “merece respuestas sistémicas. Generar espacios seguros dentro de la UNAM es muy importante. Se necesitan protocolos de atención”.

En su intervención, Haydeé García Bravo, del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades, comentó: “Es muy importante entender que el racismo es una cuestión estructural y que tiene una perspectiva histórica, tiene múltiples dimensiones y varias son abordadas en cada uno de los textos publicados. Hay que entender que la ficción de la raza, ese constructo, no tiene una base ni material ni biológica. Las razas no existen, pero el racismo sí, y se materializa de múltiples maneras”.

Carlos Montero, tesista de sociología en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales, consideró que el racismo se da dentro de “un orden naturalizado, común, pero no es para nada natural como los llamados whitexicans piensan; es una construcción de procesos de colonización. En ese sentido, puede verse a personas de tez blanca ocupando posiciones de privilegio, y hay que desenmascarar esa realidad. Creo que somos tolerantes porque disfrazamos el racismo y es justo combatirlo”.

En la sesión participó Aketzaly Verástegui, actriz, historiadora, maestra de náhuatl y directora de la revista digital El Rostro Negado MX. Consideró necesario analizar el racismo en la Universidad desde la perspectiva juvenil. Se manifestó a favor de crear protocolos para dar pasos firmes en el combate al racismo. Este periódico, subrayó, es un primer paso.

Publicado en La Jornada